No, el cloro y los químicos de la piscina no harán que su césped pierda sus propiedades.